Se explica el abuso infantil

Se explica el abuso infantil

Biológicamente, un niño es en realidad un ser humano de las etapas de desarrollo de la infancia y la adolescencia temprana, o en algún lugar entre la etapa inicial del desarrollo de la infancia y la edad adulta. En general, la definición legal del niño en realidad se refiere a un niño, de lo contrario, llamado un niño menor de 14 años. Sin embargo, hay casos en los que un niño puede ser referido a un niño, incluso cuando él / ella no es un niño pequeño, por ejemplo, durante los años de minorías infantiles. El niño también puede ser conocido por otros nombres que se pueden usar en la documentación oficial, como un niño por nacer, un niño menor de edad, o un niño que sea capaz de experimentar los derechos y libertades de un niño normal.

 

El abuso y la negligencia infantil son términos que a menudo se usan de manera intercambiable, pero hay alguna diferencia entre ellos. El abuso físico infantil y el abuso sexual infantil están considerando formas de abuso y violencia sexual y constituyen una forma de comportamiento criminal. El abuso de niños emocionales y el abuso sexual no son de naturaleza física, y, por lo tanto, no se consideran como tal crimen. El abuso o la negligencia psicológica pueden causar trastornos de salud mental duraderos y debilitantes y pueden ser una forma de comportamiento criminal. El abuso físico del abuso infantil y el abuso sexual infantil se reconocen como una ocurrencia en la que se realiza un daño físico a un niño por parte de un miembro de la familia de los niños o a nadie más considerado responsable de los padres, tutores, cuidadores, maestros, consejeros, terapeutas y personal de la escuela Este tipo de abuso infantil físico o abuso sexual infantil no solo causa daño físico, sino que también puede causar un traumatismo psicológico que incluye, pero no se limita a la depresión, la baja autoestima, el aislamiento social, la ira extrema y el trauma, la autolesión y la física.

 

El abandono, por otro lado, se define como incapacidad para proporcionar atención adecuada a un niño con necesidades físicas, emocionales, educativas o médicas. Esta forma de abuso o negligencia infantil tiene efectos que duran más allá de la terminación de la existencia física de los niños. El abandono puede tener efectos serios y duraderos en un desarrollo de niños. Las manifestaciones más comunes de negligencia son: un niño que recibe repetidamente nutrición inadecuada, negligencia emocional y / o abuso sexual. Físicamente, un niño que sufre de negligencia no es probable que se desarrolle normalmente o adquirir las habilidades motoras necesarias para tener éxito en la vida.

 

El abuso físico infantil y el abuso sexual pueden indicar riesgos de salud graves para el niño y también pueden indicar una participación de un niño en la actividad delictiva, como el uso de drogas o la participación en el crimen. El abuso físico infantil y el abuso sexual pueden provocar lesiones severas, como los huesos rotos, las quemaduras severas, el sangrado interno, los moretones y las fracturas de cráneo. Estas lesiones pueden indicar afecciones médicas graves que requieren atención médica inmediata. Psicológicamente, el abuso infantil emocional y el abuso sexual pueden afectar la capacidad de una niña para formar relaciones positivas y mecanismos de afrontamiento.

 

El abuso sexual puede tener efectos serios en una salud mental de niños. La incontinencia, el embarazo y las enfermedades de transmisión sexual pueden resultar de niños abusados sexualmente. Estos efectos no suelen manifestarse hasta que el niño alcance la pubertad o la adolescencia. Además, el abuso sexual puede llevar a la depresión y otros trastornos psicológicos que deterioran aún más la calidad de vida de los niños.

 

Físicamente, un niño que sufre de abuso infantil puede nacer con anomalías físicas que retardan su desarrollo y les impiden que se vuelvan independientes a una edad temprana. Los niños que son gravemente obesos pueden discapacitarse debido al abuso que reciben. Además, es probable que los niños abusados físicamente experimenten un crecimiento atrofiado debido a los bajos niveles de producción de hormonas de crecimiento. El crecimiento atrofiado puede hacer que un niño se desactivó físicamente y le impide que él le lleva una vida normal, incluso en la edad adulta.

 

Si sospecha que su hijo ha sido víctima de abuso infantil, necesita ayuda. Necesita asesoramiento legal profesional y servicios de protección infantil. Un abogado calificado y compasivo puede trabajar con usted y su familia para garantizar que obtenga la mejor representación legal y los servicios de protección infantil posible. Durante la investigación de abuso infantil, la representación legal y los servicios puede ser su único medio para obtener justicia. Póngase en contacto con un abogado de abuso infantil lo antes posible para garantizar la seguridad de su hijo y garantizar que se sirve la justicia.

 

El abuso emocional puede tomar su peaje en una psique infantil, y este tipo de abuso puede ir sin ser detectado durante largos períodos de tiempo. El niño no superará el trauma emocional, y él o ella, de hecho, internalizará el dolor. Esto no es saludable y puede causar trastornos emocionales severos que pueden manifestarse más tarde en la edad adulta, como la depresión, el abuso de drogas e incluso el suicidio. Como padre, tiene derecho a determinar la cantidad de apoyo emocional que su hijo recibe y establece un calendario para la recuperación. Si sospecha que su hijo ha sido víctima del abuso físico, busque asistencia legal profesional de inmediato.

Add Comment